Hoy abierto: 08:30-20:30
Mañana abierto: 08:30-20:30

10 consejos básicos para dejar de fumar

El tabaquismo es la principal causa prevenible de pérdida de salud y de muerte prematura en todo el mundo occidental. El tabaco es uno de los factores de riesgo cardiovascular más importantes y el responsable de un número elevado de cánceres.

Dejar de fumar es uno de los propósitos habituales de comienzo de año y uno de los que no se acaban cumpliendo habitualmente.

 Si este año estás decidido a conseguirlo, puedes seguir 10 consejos básicos para dejar de fumar. Además, tu farmacéutico puede acompañarte en la deshabituación tabáquica, ayudando a que tu salud y tu aspecto físico mejoren.  

10 CONSEJOS BÁSICOS PARA DEJAR DE FUMAR

  1. Fíjate una fecha y mantenla. El motivo ya lo tienes: mantenerte sano.
  2. Notifica a tu entorno que dejarás de fumar (amigos, familiares, etc.) y busca su apoyo.
  3. Tira a la basura todas las cajas de cigarrillos, los ceniceros y los mecheros.
  4. Escribe la lista de los beneficios de dejar de fumar.
  5. Pide consejo a tu farmacéutico, te puede hacer seguimiento de todo el proceso y, además, recomendar productos que pueden multiplicar las posibilidades de éxito.
  6. Cambia las rutinas. Deja de hacer aquello que provocaba el hábito de fumar.
  7. Pide a las personas que te rodean que no fumen delante de ti y, las primeras semanas, evita los lugares donde se fuma habitualmente.
  8. Haz actividades que te diviertan para contrarrestar el deseo urgente de fumar (que dura 3-5 minutos), hay que esperar que pase.
  9. Siéntete orgulloso de no fumar.
  10. Evita en todo momento coger un cigarrillo, después de haber dejado de fumar. No hagas ni siquiera una calada: el riesgo de recaída es muy alto.

Ten presente que acostumbrarse a vivir sin tabaco puede ser largo y puedes necesitar varios intentos. ¡Se persistente y no abandones!

Dejar de fumar

BENEFICIOS DE DEJAR DE FUMAR

Recuerda en todo momento que no fumar es beneficioso para tu bienestar. Más allá, cuando dejas de fumar, tu salud gana de inmediato ya que, a los 20 minutos, disminuye el ritmo cardiaco y baja la tensión arterial.

Además, tras 12 horas sin fumar, el nivel de monóxido de carbono en sangre disminuye hasta valores normales. Después de entre 2 y 12 semanas de abandonar este hábito nocivo, mejora la circulación sanguínea y aumenta la función pulmonar.

Otras cifras que puedes recordarte durante el proceso de deshabituación tabáquica para reforzar tu determinación es que, al año, el riesgo de cardiopatía coronaria es un 50% inferior al de un fumador; mientras que, en 10 años, el riesgo de cáncer de pulmón disminuye hasta ser el 50% del de un fumador, entre otros beneficios.

Además, dejar de fumar también es positivo para tu entorno. Alejarás a los tuyos de las consecuencias que sufren los fumadores pasivos.

Cada día es un buen momento para dejar de fumar. Sigue estos consejos y pregunta en tu farmacia para mejorar desde hoy tu calidad de vida y la de las que te rodean.

Escribe un comentario

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de Privacidad de Google y los Términos de Servicio.
*Campos obligatorios